«cogito ergo sum»

Hola Mundo!! 

Ilustración: Valen20

 Hoy he estado pasando el día asimilando los pensamientos y manera de ver la vida del colega DESCARTES.  !! Y joder con el tío !!.

En el siglo XVI ya mandaba unos mensajes que si hoy en día acojonan, en su época tuvo que ser la ostia.  Vamos, que se salvó de la hoguera porque no nació en España que si no……en vez de enterrarlo lo hubiesen incinerado.Y es que hay que tenerlos bien puestos como para crear un tratado sobre LAS REGLAS PARA LA DIRECCIÓN DEL ESPÍRITU con el dominio que tenía la RELIGIÓN CRISTIANA en esa época sobre las naciones europeas.Pues no decía el colega que para descubrir LA CIENCIA UNIVERSAL tenemos primero que adoptar un método adecuado de pensar. Método que además consistía  en saber usar dos premisas básicas: INTUICIÓN y DEDUCCIÓN !!! toma ya !!! pero esperaaa, que además definía LA INTUICIÓN como » la concepción, sin ninguna duda, formada por la sola luz de la razón de una mente atenta y clara »  ¿ se imaginan ustedes decir ésto en pleno siglo XXI delante de nuestro ROSARIOS POLÍTICOS en el CONGRESO DE DIPUTADOS?  !! te destierran !!. Pero esperen, esperen. Tiene huevos el coleguita cuando definía LA DEDUCCIÓN «como la inferencia necesaria a partir de otros hechos que son conocidos como verdaderos» y joder, me viene a la mente la cantidad de políticos  del Partido Popular, del PSOE e Izquierda Unida  inmensos en infinidad de casos de CORRUPCIÓN y PREVARICACIÓN, tanto que al coleguita no le invitarían ni a un café (y eso que en el bar del congreso vale 80 céntimos). Ante todo lo escrito anteriormente le digo al coleguita: Que suerte has tenío al haber nacío en el siglo XVI, que si naces ahora te veo en Alemania trabajado de peón.

Pienso luego existo.!! Que bien me cae el coleguita Descar!!

Texto: JLA/20
Ilustración: Valen20

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.