Los sin techo

Dicen que España va bien
los que bien viven de ella,
sin preocuparse de quien
duermen debajo una estrella.

Cada noche fría de Enero
y de Febrero también,
como perro callejero
en la calle de Bailen.

En el centro de Alicante
y al final de la explanada,
los veo con el semblante
de una enfermiza granada.

Estas pobres criaturas
que duermen sobre un cartón,
a bajas temperaturas
y nadie saben quién son.

Muy poca gente los mira,
lo he podido comprobar,
en Rafael Altamira
cuando voy a pasear.

Duros son como el acero,
trotamundos incansables
que aún que no tengan dinero
son indigentes afables.

Hecha tienen la corteza
de su cuerpo cada día,
a vivir en la pobreza
más extrema y más sombría.

Me entristece enormemente
contemplar en mi ciudad,
a toda esta pobre gente
que algunos tienen mi edad.

Esto es lo que todavía
me causa mucha más pena
y maldigo quien seria
el creador de esta cadena.

Que produce solamente
hambruna y desolación,
severa en cual continente,
pueblo, raza y religión.

Alicante, 12 de Octubre de 2017
Trinitario Rodríguez

Asociación Cultural AUCA de las Letras

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.